lunes, 17 de marzo de 2014

El prestigio de los fotógrafos Sociales

Y FUERON FELICES…
                Hola soy Juan y me considero un fotógrafo de la BBC (Bueno, muy Bonito pero… Caro) Así es como hay que presentarse si dices que eres fotógrafo como si fueras a un programa de alcohólicos anónimos arrepentidos.  Lo primero que te preguntan ¿A qué te dedicas? Fotógrafo. Pero tienes un trabajo además… ¿No? Ya cuando se han rendido a que eres fotógrafo te preguntan ¿Y eres fotoperiodista, te dedicas a la moda o haces trabajos de autor? No has dao ni una. Me dedico a Fotografía Social ¿Y eso que es? Bodas, eventos etc. Entonces ya se les ha caído un mito. El fotógrafo que empezaban admirar no es más que un retratista de tres al cuarto.
                Esa, tristemente es la imagen de los fotógrafos de la llamada BBC (Bodas, Bautizos y Comuniones) Pero con su también triste paradoja. Ahora los fotógrafos guays (fotoperiodistas, publicistas, fotógrafos de moda, autores etc ) resulta que también hacen bodas, bautizos y comuniones. Vamos que hasta te cantan en la fiesta si se lo pides. Eso es debido a que eso que nos gusta a todos (periodismo, moda y otras hierbas) no tiene mercado. ¿Y las bodas sí? Pues hasta hace poco hacer seis o siete bodas al año te daba para ir tirando. ¿Y ahora? En este momento como han venido a hacer bodas hasta con móviles y gente de todos las extracciones gráficas y amateurs las bodas se tiran de precio. ¿Cuánto puede costar una boda? Yo las he visto en Internet por 20 €uros ¡¡¡..!!!. Eso sí te las dan solo en digital y como tenga un poco manejo tienes la mala suerte que te zumba el CD o DVD en RAW y si te la procesa un profesional (RAW significa como si te dieran una pizza sin hornear más o menos) puede salirte ya un poco bastante más caro. De ahí a 200, 300 y los que “valoran” un poco más de trabajo 400 €uros. Ahora hay profesionales de los de antes que se han rendido y te dan un reportaje por 500 €uros (lo que no sé es si te darán el álbum por qué si te lo dan pierden dinero)
                Pero bueno si ahora Hoffman te da álbumes por 30 €uros. Precisemos si tú le mandas a Hoffman un álbum maquetado por ti, con las fotos procesadas y demás sí, ese es su valor. Quitando que Hoffman no hace gestión de color y algunas veces sus álbumes tienen un colorcillo raro, raro, raro. Maquetar y procesar imágenes vale un dinero. Por qué pueden ser horas o minutos pero de TRABAJO. Mira cualquier álbum de Hoffman y uno profesional. Puede que te guste muchísimo más el profesional.
                Volviendo al prestigio. ¿Quién tiene la culpa de que los fotógrafos de bodas no estén valorados? Por una parte los mismos fotógrafos de boda. Durante bastantes años, sobre todo en España se hacían bodas como churros. No solo por la cantidad, sino que no se cuidaba ni el estilo ni nada. En otros países las bodas eran como una fotografía casi de autor. Aquí se cuadraban a los novios y a los familiares y ya ibas listo.
                Eso ha cambiado. Y, aunque hay gente que le siga gustando ese anterior estilo, los novios quieren algo distinto. No quieren la boda igual que la de fulanita, ni que la de la cuñada ni como la de la vecina. Pero por otra parte también ha evolucionado en el sentido de que hay aficionados que hacen fotos mejores que algunos profesionales. El problema de ellos es que como o se divierten tanto que no cobran o cobran poco, fastidian a los que les financiamos la seguridad social y los servicios públicos pagando nuestros impuestos. Los profesionales “advenedizos” hay algunos que sus fotografías son pasables, pero hay otros que no saben hacer foto  de bodas. Son fotoperiodistas, de moda o de otro sector. Y como en esos sectores hay técnicas y modos de trabajo en éste, desde hace unos cuantos años, también los hay.
                Dejo para lo último a los aficionados de fin de semana festivo. Esos que tienen una cámara un poco más grande de lo normal y se apuntan a un bombardeo. Oye tráete tu cámara y nos haces la boda. Luego el vestido de la novia no sale entero, o sale gris. El flash incorporado no era tan bueno y potente como creías y se “adivina” a los novios en una foto más bien oscura. Después se arrepienten los novios, pero algo tarde.
                Los fotógrafos de bodas nos formamos. Continuamente, vamos a seminarios, Workshops, talleres etc. Leemos libros sobre el tema, nos informamos en Internet. Un “retratista” de toda la vida, te puede hacer cualquier tipo de fotografía. Pues conoce la luz, los encuadres etc. Aunque como en todo es mucho mejor en su especialidad. Pero todos podemos formarnos ¿No? Sí, todos podemos aprender como un profesional. La diferencia es sutil pero importante, una Actividad económica al día, con IVA, IRPF, Alquileres, Proveedores pagados en “A” etc. Si sabes, pero no te das de alta y cobras, eres un pirata, aunque hagas fotos como Anne Leibovitz. No hay, a día de hoy, título homologado de “Fotógrafo” pero si unos requisitos legales para ejercer la profesión. Por eso cobramos por nuestro trabajo, como cualquier persona por el suyo sea funcionario, fontanero o arquitecto o cualquier otro oficio ¿Admitiríais a "Arquitectos" aficionados? ¿O Notarios "aficionados"? pues eso.

JUAN GREGORIO GARCÍA ALHAMBRA
FOTO digitalhambra

                

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada